2/5/2021 | 18:49         
LOCAL
Llegó desde Miami con PCR trucha, fiebre y quedó detenido
En el aeropuerto se le realizaron hisopado y test de antígenos y ambos le dieron positivo de Covid-19.
Llegó desde Miami con PCR trucha, fiebre y quedó detenido

Un joven argentino fue detenido en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza al llegar de Miami, acusado de esconder el resultado de una PCR realizada en Estados Unidos, presentar un certificado falso, negar síntomas de coronavirus y por resistirse a la autoridad.

El muchacho, identificado como Santiago Solans Portillo, de 29 años, fue detectado cuando las cámaras térmicas del aeropuerto marcaron que tenía 38,5 grados de fiebre.

“Las cámaras térmicas de la Dirección Nacional de Migraciones en Ezeiza detectaron un joven con fiebre proveniente de Miami. Se fue a vacunar, sabía que tenía Covid y ocultó información para intentar ingresar al país. Ahora está detenido y la pena podría ser de hasta 15 años. Seamos responsables!”, tuiteó Florencia Carignano, titular del organismo aeroportuario.

Las cámaras térmicas de @Migraciones_AR en Ezeiza detectaron un joven con fiebre proveniente de Miami. Se fue a vacunar, sabía que tenía Covid y ocultó información para intentar ingresar al país. Ahora está detenido y la pena podría ser de hasta 15 años. Seamos responsables! pic.twitter.com/W8nQK5GC1n

— Florencia Carignano (@florcarignanook) May 2, 2021

El joven fue derivado con custodia policial al Hotel Cyan de Las Américas, en la calle Libertad al 1020 de la Ciudad. Ahora deberá enfrentar la indagatoria judicial.

En Ezeiza le hicieron un test de antígenos y PCR y ambos volvieron a darle positivo.

La causa recayó en el Juzgado Federal de Primera Instancia en lo Criminal y Correccional Nro. 01, de Lomas de Zamora, a cargo del juez Federico Villena. El magistrado ya deslizó que podría aplicársele el artículo 202 del Código Penal, que tipifica los delitos de propagación dolosa y propagación culposa de una enfermedad peligrosa y contagiosa.

La pena prevista en caso de ser condenado es de entre 3 y 15 años, un delito que se puede ampliar si contagian pasajeros que venían con él vuelo AA931.

¿Te gustó esta nota?