19/7/2020 | 11:23         
TURISMO
Lincoln, entre aires carnavalescos y sabores atrapantes
La ciudad bonaerense cumple 155 años de vida. El origen de su nombre y sus primeros pasos.
Lincoln, entre aires carnavalescos y sabores atrapantes
La ciudad de Lincoln.

La noche del 14 de abril de 1865 comenzó de forma habitual para Abraham Lincoln. El decimosexto presidente de los Estados Unidos llegó al Teatro Ford de Washington D. C., y subió al palco para disfrutar de una obra junto al mayor Henry Rathbone y su prometida. La velada parecía tranquila y por eso su guardaespaldas acudió a un bar cercano para tomarse una copa. El reloj marcaba las 22.15 cuando John Wilkes Booth irrumpió en el lugar y desató el infierno. Un disparo en la parte posterior del cráneo del mandatario fue el inicio de la agonía que terminó horas más tarde. Ese magnicidio atravesó todo tipo de fronteras y llegó hasta las pampas bonaerenses.

La Legislatura dio luz verde a un proyecto de Dardo Rocha y Mariano Varela, por el que se establecía que el primer pueblo que se fundara en la provincia se llamaría Lincoln, en homenaje al mandatario asesinado a miles de kilómetros.

Así, el 19 de julio de 1865, el gobernador Mariano Saavedra (hijo del presidente de la Primera Junta), ordenó la subdivisión en 27 partidos de “las tierras recuperadas en el desierto al exterior del Salado”. Y el 31 de agosto del mismo año, se dispuso que uno de esos partidos se llamara Lincoln. Luego, en octubre, se entregaron 15.000 hectáreas a combatientes de la Guerra del Paraguay con el propósito de fundar allí la ciudad cabecera, que llevaría el mismo nombre que el partido.

hastagh
La ciudad es la capital del carnaval artesanal.

Aunque pasó casi una década hasta que se completó el trazado de la ciudad principal en el lugar donde se encuentra hoy (en ese entonces, Cañada de Arín), se toma como fecha fundacional el 19 de julio de 1865.

En los últimos quince años del siglo XIX se trazaron calles, se levantaron edificios públicos, se tendieron cañerías de agua y se montaron motores para generar energía eléctrica. Con unos 10 mil habitantes, se eligió Andrés Sein como intendente y Lincoln se transformó en ciudad en 1908. Aunque por esos años, el funcionario y político, Arturo Massey, fue uno de los emprendedores/constructores que le dio impulso al pueblo y que se ganó, de manera merecida, que su nombre quede grabado en la principal avenida.

hastagh
El Parque General San Martín, un predio arbolado de unas 110 hectáreas.

El paso del tren por allí y la creación de estaciones le fueron dando impulso al partido, que encontró en la producción agrícola y ganadera un sustento de desarrollo. Y de hecho eso queda reflejado en el censo de 1914, que arroja una cifra de 33.619 habitantes en el partido.

Las tierras que vio nacer a Arturo Jauretche, el notable escritor, ensayista y político, son famosas, además, por sus carnavales artesanales, que cada mes de febrero convierten las avenidas céntricas en un festival de color, música y alegría, con los famosos cabezudos. Y párrafo aparte merece Enrique Urcola, el precursor del carnaval, que tras trabajar varios años de escenógrafo en el Teatro Colón de Buenos Aires, volvió a la ciudad para seguir con sus conocimientos sobre la técnica italiana llamada cartapesta. Con papel y engrudo, realizó las primeras carrozas de esta fiesta, y junto a Francisco Gangoiti desarrolló los cabezudos.

hastagh
Lincoln, donde nació Arturo Jauretche.

El Parque General San Martín, un predio arbolado de unas 110 hectáreas rodeado de árboles centenarios y fundado en 1921, un recorrido por sus museos, la pesca de pejerreyes en la Laguna de los Pampas o bien el disfrute de los quesos gourmet y orgánicos de la zona, son sólo algunas de las actividades que se pueden hacer para pasar unos buenos días de relax en Lincoln.

Si bien su nombre se originó de un triste crimen en los Estados Unidos, a su gente esto nunca le importó y con la vista puesta en un futuro mejor, impulsó el progreso de la ciudad que hoy con esperanza busca cada día ser mejor. (DIB)

hastagh
Los quesos, una delicia local.

¿Te gustó esta nota?