8/11/2019 | 08:39         
TURISMO
Cabalgata en el CEPT: nuevo evento con potencial turístico
Fue una más de las jornadas gauchas que se vienen multiplicando en Rojas y sus localidades, con repercusión cada vez mayor. Algo más que interesante, para tener en cuenta...
Cabalgata en el CEPT: nuevo evento con potencial turístico

Una verdadera multitud se dio cita este domingo en el amplio predio del club Deportivo Hunter (cedido al CEPT N° 10), para participar de la jornada criolla que había comenzado muy temprano y se extendió hasta que los últimos rayos de sol se fueron apagando.

Este evento, uno más de los que abonan la posibilidad de construir a Rojas como destino turístico, fue organizado por el Centro Educativo para la Producción Total N° 10 y la agrupación gaucha El Lucero que, con nueva comisión directiva y renovada energía, busca aportar movimiento a los espacios tradicionalistas.

El encuentro mostró dos aspectos diferenciados. Por un lado, la cabalgata, competencias y muestras de destreza ecuestre; y por otro, la feria verde donde la "familia CEPT" mostró y vendió sus productos, algunos primarios (frutas, verduras, huevos) y otros elaborados (comidas preparadas).

La actividad comenzó temprano. Alrededor de las 8 se concentraron los Gauchos de la Virgen en la parroquia San Francisco de Asís, y desde allí partieron hacia la rotonda, donde un rato después se juntaban los integrantes de El Lucero y otros jinetes que quisieron acompañar.

Cabe señalar que si bien la cabalgata partió desde Rojas, hubo muchos participantes más, que llegaron con sus caballos desde varios distritos de la zona.

EL LUGAR ELEGIDO

La jornada gaucha se llevó a cabo en el predio del club Deportivo Hunter (la vieja cancha de fútbol), que está ubicada justo frente a la sede social de esa institución.
Dicha propiedad fue cedida en comodato al CEPT N° 10 que, según informó su directora Laura Bellone, lo utilizará para incrementar las actividades productivas propias del establecimiento educativo.

Como "estreno" de su nuevo espacio, el CEPT organizó junto a El Lucero este domingo de fiesta y recibió a jinetes de toda la región. La animación le fue encomendada al conocido locutor especializado en esta temática Alejandro Barelli; y el cierre, bailable, a la agrupación rojense Javier y su Banda.

AL INICIO, EL ALMUERZO

Habiendo llegado los jinetes a Hunter, lo primero fue el almuerzo que compartieron con las familias de la feria verde y una gran cantidad de personas que se acercaron para vivir una fiesta por ahora poco frecuente, pero que amenaza con multiplicarse en los próximos meses.

El almuerzo fue variado, pero todo a la parrilla. La gente del CEPT se encargo de asar chorizos, hamburguesas, y el plato "estrella": el cordero. Todo fue ofrecido a la concurrencia a precios accesibles, mientras que los jinetes tuvieron su consumición gratuita.

EL CABALLO, PROTAGONISTA

Luego del almuerzo, y mientras la feria verde funcionaba a pleno, los jinetes comenzaron con sus demostraciones de destreza y, poco después, con las competencias, principalmente carreras cortas con obstáculos, en una pista preparada en uno de los costados del predio.

Indudablemente, las carreras fueron las que concitaron la mayor atención, e inclusive el apasionamiento de la gente. Los jinetes corren de a dos, y deben avanzar esquivando obstáculos. El ganador queda clasificado para la ronda siguiente.

Así, habrá cada vez menos competidores en carrera, hasta que sólo queden dos que correrán la gran final. Imposible describir el entusiasmo que generó este momento, el domingo en Hunter. Entre gritos de aliento y aplausos, llegó un final infartante en el que el jinete saltense Alberto Guridi ganó por centímetros una carrera por demás de pareja. La paisanada pedía el VAR.

La pasión por estas competencias, por supuesto, no empaña la camaradería y el buen trato que es propio de la cultura gauchesca. Toda la fiesta transcurrió en un marco de respeto y alegría, y en familia, los presentes pasaron un divertido domingo.

UN HECHO TURÍSTICO

La proliferación de este tipo de actividades, propias de las costumbres criollas, es algo a tener en cuenta si se pretende avanzar en un proyecto turístico. Rafael Obligado lo está haciendo, y el próximo domingo tendrá su evento anual más importante, la Fiesta Provincial de la Galleta, de la que también participarán los centros tradicionalistas; tal como lo hicieron hace unas pocas semanas, con la jornada gaucha realizada en esa misma localidad.

Sin dudas que para potenciar estas actividades y sacarle todo el "jugo" posible hace falta mejorar muchas cosas, invertir y planificar. Pero la "materia prima", esto es, las agrupaciones que congregan a muchísima gente y cada vez están más activas, existen y deberían ser motivadas, impulsadas y aprovechadas con fines que a la larga resultarán beneficiosos para toda la comunidad.

Más fotos: