Rojas, Buenos Aires, Argentina.
Hoy es lunes 1 de mayo de 2017  
Portada
Local
Región-Provincia
Argentina-Mundo
Deportes
Fallecimientos
Contacto
 

ARGENTINA-MUNDO

Voto a los 16: hay que actualizar el DNI
Claves de la novedad electoral que trae 2013 - En octubre, podrán debutar en las urnas casi 1,4 millones de argentinos de entre 16 y 18 años - Son el 4,6% del padrón para cargos legislativos nacionales. La incidencia varía por distrito - Sólo estarán habilitados quienes actualizaron el DNI antes del 30 de abril.

17/2/2013 | 19:30
Las elecciones legislativas de cargos nacionales para diputados y senadores vendrán este año con una gran novedad. Será el debut del voto de los jóvenes de entre 16 y 18 años. Según el censo poblacional de 2010, en todo el país hay 1.392.795 jóvenes de esa franja etaria.

Estarán habilitados para votar, siempre que decidan hacer valer ese derecho. El voto juvenil, vale recordarlo, es optativo. No prevé sanciones para quienes no concurran a votar, tal como lo establece la Ley de Ciudadanía Argentina Nº 26.774, aprobada el 31 de octubre de 2012.

El único requisito que deberán cumplir los jóvenes de entre 16 y 18 años para, efectivamente, poder votar será haber iniciado el trámite de actualización del DNI en el Registro de las Personas antes de que venza el plazo previsto para cerrar los padrones: 180 días antes de las elecciones.

Será el martes 30 de abril, por lo que quienes quieran ejercer su derecho al voto joven tendrán que dirigirse al Renaper unas semanas antes.

La inclusión de los nuevos votantes promoverá toda una serie de evaluaciones sobre la incidencia electoral de esa franja etaria según el padrón de cada distrito.

Una primera lectura refleja que en la gran mayoría de las provincias, y sobre todo en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, el número de votantes de entre 16 y 18 años no llega al 5 por ciento.

La comparación entre los 24 distritos electorales muestra un contraste muy notorio entre algunas provincias del NOA y NEA (como Formosa, Misiones, Salta, Santiago del Estero y Chaco, donde los jóvenes de 16 a 18 años sí superan el 5% del padrón) y el territorio porteño que tiene la menor proporción de electores sub 18 del país. Apenas representan el 2,5% del padrón.

Los datos provienen de una comparación realizada por la Dirección Nacional Electoral a partir de los resultados obtenidos por el censo del 2010.

Según ese estudio, la población de 16 y 18 años en condiciones de votar para cargos nacionales en toda la Argentina equivale al 4,6% del padrón nacional.

Si se desagregan los datos según provincia, queda en evidencia que la incidencia de los menores de 18 años en la elección debería ser mucho menor en la Capital Federal que en distritos en los que esa franja representa el 5 o hasta el 6% de los votantes. Claro que aquí habría que agregar otra variable: la efectiva participación.

Como el voto juvenil es optativo, es probable que en las elecciones de octubre haya un porcentaje bastante alto de inasistencia. "Cuando a los jóvenes de 16 años se les pregunta por la probabilidad de que vayan a votar, se percibe una mayor probabilidad a no ir que a ir", comentó la socióloga Analía del Franco, que dirige la consultora Analogías.

"Aunque su incidencia electoral sea limitada, el voto de los jóvenes es una conquista en sí misma", subrayó el director nacional electoral, Alejandro Tullio.

El funcionario se encuentra en Ecuador, donde integra la misión de 48 observadores electorales de Unasur que supervisará las elecciones presidenciales del próximo domingo 17 de febrero. Las encuestas indican que el actual presidente, Rafael Correa, logrará su reelección por un amplio margen. "Este domingo, en Ecuador, también podrán votar en forma voluntaria los menores de entre 16 y 18 años. Va a resultar una experiencia interesante para evaluar", comentó Tullio.

EN BUENOS AIRES, ELECCIONES SIMNULTÁNEAS

De lo que no hay dudas es que el voto joven acarreará este año una nueva discusión, una variable que deberá ser resuelta por los mandatarios que están a cargo de los 24 distritos electorales del país.

¿Se votarán el mismo día los cargos legislativos nacionales y los cargos provinciales?

Las provincias, por ahora, se encuentran ante un dilema: si no aprueban una ley local que habilite el voto joven para las candidaturas del distrito (como ya hicieron Buenos Aires, San Juan, Tucumán, Misiones y Neuquén), se verían obligados a desdoblar los comicios.

Además, algunas provincias tienen restricciones impuestas por sus constituciones: por ejemplo, la Carta Magna de Mendoza establece que el voto será a partir de los 18 años, por lo que para incluir el optativo desde los 16 habría que modificar el texto constitucional.

En el caso de que un distrito decida hacer sus elecciones provinciales el mismo día de las nacionales –como lo tiene establecido la provi ncia de Buenos Aires-, podrá acogerse a lo que establece la Ley 15262/59 de Simultaneidad Electoral. Según el artículo 1 de esa norma, de ser así, la provincia tiene la opción de aceptar como autoridad del comicio a la Junta Electoral Nacional y utilizar el padrón de la Nación, que este año tendrá incorporados a los jóvenes de entre 16 y 18 años que hayan actualizado su DNI.

Pero también hay casos en que la constitución local, como sucede en la Ciudad de Buenos Aires, impide expresamente que la elección de cargos provinciales se realice con el mismo régimen electoral que la de cargos nacionales: la alternativa, entonces, es que la Junta Electoral del distrito acuerde con la Junta Electoral nacional los detalles organizativos para celebrar los comicios de manera unificada, es decir, el mismo día y en los mismos lugares de votación.

LAS OTRAS INNOVACIONES PARA OCTUBRE

La próxima elección legislativa de cargos nacionales, programada para el 27 de octubre (las primarias se realizarán el 11 de agosto), tendrá una serie de innovaciones.

Aparte del voto sub 18, este año se impedirá que los fiscales y presidentes de mesa puedan votar en la mesa que fiscalizan (añadiendo a mano su nombre, apellido y DNI en los padrones), como se hacía tradicionalmente en cada elección.

A partir de ahora, sólo podrán votar en cada mesa los ciudadanos que figuren en el padrón impreso. Eso implica que el Estado deberá elegir presidentes de mesa entre los electores empadronados que figuren en el listado correspondiente.

La otra novedad será que, por primera vez en la historia electoral argentina, las autoridades de mesa no firmarán ni sellarán el documento del votante. Para certificar que el ciudadano ejerció el sufragio, se entregará una constancia de voto en papel, un troquel único e intransferible para cada votante.

Según especialistas electorales, entregar una constancia de voto personalizada en papel es más seguro que el tradicional sello del DNI.

 Publicar en Facebook    

 

 

HOY - Editorial Acontecer-
Director: Federico M. Silveira
Coronel Dorrego 584
Tel: 02475-433469 Cel: 02474-15-564814
Rojas, Buenos Aires, Argentina
EDICION N° 591
Registro DNA en trámite.
Encontrá este widget en www.argentina.ar
Desarrollo del sitio: El Portal SH 2012. Todos los derechos reservados.